EDITORIAL

Carchi al Día un año al servicio de nuestros lectores y la comunicación 

Carchi al Día, el semanario de la gente, cumple un año de circulación en medio de la satisfacción de sus creativos y las expectativas que genera este producto comunicacional 100 por ciento carchense.

El acto de Rendición de Cuentas que se efectuó en San Gabriel hace pocas semanas, evidenció que en poco tiempo este rotativo ha logrado convertirse en la herramienta informativa de los hogares carchenses.

Este evento permitió conocer en territorio las inquietudes que tienen los lectores, la receptibilidad que ha logrado en los seis cantones y consintió que la ciudadanía proponga nuevas temáticas que serán incluidas en nuestras páginas.

Este ejercicio demostró además que el pluralismo, objetividad, investigación y democratización de la comunicación son elementales al momento de informar. No hemos sido un monologo cerrado a la discusión ni sordos ante las respuestas.

Carchi al Día se ha constituido en sus primeros 12 meses de vida en una forma de desahogo para las ciudadanías sin voz. Cuestionar, denunciar, destapar, revelar, sacar a la luz, son tareas permanentes de la actividad periodística.

Sin embargo, muchas veces en este oficio, se confunde el respeto con la estupidez, pues se considera que quien está del otro lado de la cámara o la grabadora es siempre un rival a derrotar o inclusive hasta al que debemos humillar o insultar.

Carchi al Día no cree que la agresividad nos haga mejores periodistas ni que la decencia nos estorbe. Nuestros entrevistados no tienen nada que agradecer. El trato digno es lo mínimo que les debemos, así como el respeto y la decencia.

Ahora que el periodismo de la frontera navega en aguas peligrosas ha llegado la hora de ofertar un mejor trabajo. No tenemos ninguna duda al afirmar que se debe publicar lo que duele, lo que no funciona, quejarse por los que no pueden hacerlo y ser crudos a veces para sacudir a la sociedad que se duerme frente a sus dramas.

Eso no se discute, pero la duda está en el cómo. ¿Hasta dónde hurgar, hasta dónde llegar, cuál es el límite si la información que tengo por delante tiene que ver con el dolor de un ser humano? o ¿Qué tipo de riesgos correr al momento de efectuar una cobertura?

Así las cosas, entendemos que nuestro compromiso como medio de comunicación es buscar la verdad y que ese fin, dicen muchos, justifica todos los medios, pero creemos que no hay verdad que justifique, la agresión a una víctima desde una cámara o un micrófono.

Gracias por compartir con nosotros esta experiencia que busca mejorar la libertad de expresión y abrir una ventana a los grupos prioritarios, porque desconocerlos rayaría con la absurdez.

Insistimos, que Carchi al Día no será un monólogo cerrado a la discusión ni sordo ante las respuestas, continuará siendo un  espacio propositivo y constructivo, convencidos en que el debate seguirá siendo el camino correcto.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s