Radicalizan las manifestaciones en el Carchi

Paro1

(Redacción Tulcán).- Manifestantes obstaculizan vías dentro de la capital carchense. Instaron a los conductores de motocicletas y carros particulares a dejar de “trabajar” mientras se protesta por los “derechos del pueblo carchense”. Usuarios dicen que cobros por movilización en estos transportes son exagerados pero que es importante cumplir con los compromisos adquiridos.

En horas de la mañana se presentaron protestas en las puertas de la Gobernación del Carchi, pero el representante del Ejecutivo, en la provincia, Edín Moreno, no se presentó.

Las protestas continúan y desde todos los sectores de la provincia se radicalizaron las manifestaciones, las vías continúan cerradas.

Las declaraciones a medios de comunicación nacionales realizadas por Otto Sonnenholzner, vicepresidente del Ecuador no agradaron a las autoridades y pobladores de la provincia que explicaron que desde siempre el Carchi se ha relegado.

Grupos de manifestantes se desplegaron a puntos estratégicos de la ciudad y a su paso cerraron comercios.

También en San Gabriel se incrementaron los bloqueos de los lugares de ingreso a la ciudad.

Anuncios

Buscando a una persona en laguna de El Salado

El SaladoSan Gabriel.- Al momento, organismos de socorro y seguridad del cantón Montúfar se encuentran realizando la búsqueda de una persona que al parecer no ha salido de las profundidades de las aguas de la laguna de El Salado, ubicada cerca de la parroquia Cristóbal Colón, en el cantón Montúfar.

Según un reporte, el Sr. Byron C., manifiesta que minutos atrás, a eso de las 13h00, se encontraba nadando en la laguna y que faltando unos metros para llegar a la orilla, un amigo suyo, de nombre Wilson, “comenzó a desesperarse y posteriormente desapareció bajo el agua”, dando enseguida aviso al ECU 911.

Foto: Cortesía

Algunos heridos por accidente de tránsito

Accidente.jpgSan Gabriel.- En la vía Chitán de Navarretes, parroquia de Cristóbal Colón, aproximadamente a las 06h00, de hoy 24 de septiembre, se suscitó un accidente de tránsito, al parecer de tipo estrellamiento, entre un vehículo de transporte escolar y un vehículo tipo camión.

Producto del accidente se evidencian daños materiales de los vehículos involucrados y personas heridas.

Los heridos son Segundo Ch., de 44 años, Liliana A., de 50 años, Luis D. de 54 años, Ana T., Andrés F., Wilson Ch, quienes fueron llevados por las ambulancias al hospital básico de San Gabriel, mismos que quedan ingresados para observación.

Colaboraron en prestar auxilio integrantes de las unidades de ambulancias y Cuerpo de Bomberos del Distrito Montúfar. También tomaron procedimiento los Agentes Civiles de Tránsito y Policía Nacional.

Foto: Cortesía

MI POTRANCA

Ramiro Cabrera

Aquella noche en la sala iluminada por un bombillo tímido, un grupo de personas escuchábamos las palabras de don Jorge Cadena de 82 años de edad en la Comuna de Indígenas Pasto La Libertad a pocos minutos de El Ángel. Sus palabras abrían mundos distintos a todo lo conocido, en donde su espíritu imbuido de cerros, su aplomo e inteligencia se mezclaban con un fino humor y generosidad. Tratando de conservar el sabor de sus palabras, transcribo esta historia:

Tenía una potranca hija de un caballo de pesebrera de Ingueza ¡Qué “bellosidad” de potranca!, era grandota y qué gordura, pero qué vivísima; me conocía, tenía que acercarla a un bordo y se agachaba para que la monte, montaba y déjela nomás, me apegaba la cabeza con cariño. Era hija de un caballo de salto, para ella no había cercos, no había zanjas, no había nada. Yo le dejaba en el cerco del alambre un ponchito viejo que lo olía y se echaba en debajo.

Para la gente se hizo más que toro bravo, la olfateaba y la seguía a morder y a patear, a destrozar, era peligrosísima, cuando yo llegaba corría para allá y para acá y se echaba, yo la palmeaba y le decía, ya, ya levántese; se levantaba, se paraba en las patas para que le coja las manos, que la salude, la cogía de las manos y la soltaba, se hacía livianita.

¿Pero qué le he llevado de desayuno?, entonces yo tenía que llevar en los bolsillos, o en alguna bolsita lo que había, sea tostado o tortillas, tenía que llevarle un pedacito de dulce o lo que quiera, ¡Pero póngale en el suelo a ver si come, tampoco! Entonces le tendía un pedacito de plástico o le hacía milla y le ponía en el poncho, ahí si comía, ¡Qué tino para no regar era y qué vivísima la potranca!

Entonces para traerla de los terrenos de arriba, se hizo peligrosa sobre todo en la bajada arriando los bueyes yo tenía que traerla tirada, de subida si la montaba, porque la potranca en el camino no iba recto, iba cuadrada, “pero móntate a ver si podís”. Mamita decía, esta peligrosísima esa potranca te va a botar. A la gente yo tenía que decirle que se hagan a un lado, que se quiten, porque era más que un toro bravo. Justamente en ese tiempo se me ofreció hacer mi casa y tuve que vender mi potranca.

Sucedió que un día estando por arriba en los terrenos detrás de la Esperanza, yo yendo por Los Puentes y por el chaquiñán de don Paulino, llegué a mi casa y la potranca me sigue el rastro y llega.  Relinchaba, raspaba el portón empujándolo con el pecho, le digo mamita ¡la potranca!, ella corrió a abrirle, oooh ¡Qué resentida que le he dejado!, ¡Cómo relinchaba! ¡Cómo raspaba, cómo que fuera gente, más que gente! ¡Qué linda potranca! Todo es según cómo se las crie, Baya se llamaba. Eso me pasó con la potranca, tener un animal de esos es para morirse de la pena y quedan los recuerdos.

EL CUENTO DE UN CANGREJO PACÍFICO, QUE INJUSTAMENTE APODARON “EL CRIMINAL”

Ramiro Cabrera

Un cangrejo vive en la playa, un cangrejo en las raíces del manglar, un cangrejo vive en las rocas que lame el mar. Pero solo uno vive en un caparazón de una radio de los años 70, cuando las rocolas y la música disco tuvieron un gran éxito. En su interior algunos dibujos de playas lejanas le dan mundo a ese espacio. Una colección de tambores y guitarras le dan espiritualidad y una despensa con licores de semillas tropicales, más una canasta de verduras, un aire gourmet.

Después que nos presentaron, miré sus tatuajes de motas rasta en la cabeza y sus formidables brazos colorados, yo estaba tan deseoso de saber los detalles de su vida, ya que era el único superviviente a una captura. Su hermana nos había presentado en esa noche, ella era una amiga a la que no había visto en muchos años y gracias a este reencuentro, se hizo realidad mi deseo de conocer a este legendario héroe, que por ironía de la vida los diarios sensacionalistas apodaron “el cangrejo criminal”. Me dijo:

-Fui atrapado e inmovilizado y mis brazos supieron lo que eran las cuerdas que cortan la vida. Fui exhibido en el pavimento de una ciudad sedienta de veneno entre el humo de los vehículos. A mi lado, otros miserables compartían mi triste suerte. Fui vendido, porque no era libre y hasta ésta palabra era sucia allí. Luego miré cómo, mi dueño metía vivos a mis compañeros de viaje en una olla hirviente. Yo solo quería que el terror pasara, hasta que mis brazos sueltos por un instante recobraron un sueño y corrí, corrí hasta casi desmayar y cuando me di cuenta ya estaba armado de un cuchillo, defendiéndome de mis perseguidores. No pare hasta que subí a un árbol y esperé en la última rama hasta que mi vida fue algo insignificante para mis perseguidores. Era seguro que pensaban que debían regresar a ganar dinero en su restaurante “Don Cangrejo”.

-Cuando bajé, silenciosamente me escabullí como pude hasta una cueva cercana a un parqueadero, y con todos los sentidos alerta, debí orientarme solo por el olor a mar que traían algunos vehículos, hasta esa ciudad de la sierra. Hasta que por suerte encontré una camioneta que me trajo de vuelta como polisón.

-Al llegar me di cuenta que habían transcurrido años desde mi captura, aunque en mi cueva no sentí el tiempo, creo que inverné. Poco a poco recobré la sobriedad que el terror me arrebató y escogí esta playa, para dar consejo a nuestras comunidades sobre los peligros de los cazadores y de la basura que arroja el turista, cómo sorbetes, fundas plásticas y comida chatarra.

Finalmente me confió unos versos que había escrito: “En una cueva me liberé, en la soledad dejé todo mal y el que me capturó preso esta de su ignorancia. El cuchillo que robé para defenderme llamó más la atención que mi valor. Pero mi canto es de amor, porque un tambor en mi pecho está despierto”. Entonces lo abracé con mis tenazas al salir de su caza y definitivamente, lo admiré.

Altercado entre aduaneros y comerciantes informales en el límite fronterizo

Ad 5

Una camioneta de la Aduana fue lanzada al vacío según información institucional (Foto cortesía)

(Redacción Tulcán).- Fotografías y videos que circulan en redes sociales indican que el sector de La Pintada, al nororiente de Tulcán y vía no habilitada que conecta Ecuador con Colombia, personal del Servicio de Vigilancia Aduanera se enfrentó con personas que en un automotor transportaban un cargamento de granadilla.

Fotografías remitidas a Carchi al Día muestras como una de las personas amedrentaba a otras con un arma de fuego, una mujer trata de evitar la confrontación y toma por el brazo al portador del arma de fuego, un hombre en camiseta a rayas también hace lo mismo.

Ad1

 

En el video se escucha a una mujer hablar sobre la carga de granadilla “es una simple granadilla, como si fuera alguna otra cosa señores y de día estamos pasando” dice. Por el dialecto se sabe que no era de la zona, la gente del sector insta a los uniformados, algunos vestidos de civil a que se vayan para que no les hagan daño.

Entre insultos se escucha a una mujer decir “nosotros también estamos armados ya váyanse”.

Ad2

A través de un comunicado remitido desde el Servicio Nacional de Aduana del Ecuador (Senae)se explica que el altercado se suscitó el domingo (22 de septiembre de 2019) en horas de la tarde cuando los uniformados aprehendieron un carro cargado de granadillas.

En el comunicado se explica también  que al tratar de  movilizar el carro  hacia los patios de la Aduana en el norte de Tulcán el carro se bloqueó y en ese momento llegaron otros conductores en varios automotores para evitar se lleven el vehículo.

Ad3

Uno de los uniformados resultó gravemente herido, en uno de los videos se observa como un hombre con ropa oscura lo golpea cuando está en el piso.

Dos uniformados resultaron heridos y una de las camionetas de la institución fue lanzada al barranco.

 

Entérese.- Este es el segundo enfrentamiento de personal de la Aduana con comerciantes informales. En Julio Andrade se presentó un hecho similar.

La Paz celebra a la Virgen de la Merced

VIRGEN-DE-LAS-MERCEDES.jpg

La parroquia eclesiástica de La Paz, cantón Montúfar, Carchi, a través de la Asociación de Priostes de la santísima Virgen de la Merced está celebrando las festividades religiosas en honor a su Patrona instituida por la comunidad de los religiosos Mercedarios cuando evangelizaron Pialarquer (nombre originario de La Paz).

Los priostes invitan a participar de este evento que invita a celebrar la fe, la religiosidad pero que también busca la unidad de la comunidad y el rescate de tradiciones como el pregón y el baile del paraguas.

“Virgen María de la Merced, bondadosa Madre de Dios, escucha nuestros ruegos, atiende nuestras súplicas, bendícenos con tu caridad eterna a esta tu parroquia La Paz”.

Programa
Viernes 20 septiembre
15h00 Pregón de fiestas desde la Ermita hasta el parque de la parroquia
18h00 Procesión con la venerada imagen desde la Ermita hasta la iglesia parroquial
19h00 Solemnes vísperas en la iglesia parroquial
20h30 Baile del paraguas, quema de castillo, vaca loca y jegos pirotécnicos en el estadio
Sábado 21 septiembre
08h00 Santa Misa de fiesta en la iglesia parroquial
09h30 Procesiñon con la venerada imagen de la Virgen de la Merced
10h30 Mañana y tarde deportiva
14h00 Asamblea de la Asociación de Priostes