Vías del noroccidente afectadas por las lluvias

F1

Vía a Santa María está bloqueada por un deslave que se llevó parte de la mesa de la carretera

(Redacción Tulcán).- Los productores de frutas del noroccidente de Tulcán están afectados por las fuertes lluvias que cayeron en los últimos días.

A inicios de esta semana a causa de las precipitaciones pluviales se presentó un deslave en la vía que conduce desde la comunidad de Chilmá Bajo en Maldonado hasta Santa María.

Las lluvias causaron un deslizamiento de tierra y parte de la mesa de la vía se perdió, el deslave dejó incomunicadas a más de 35 familias que habitan en la zona y que se dedican en su mayoría al cultivo de mora, granadilla y naranjilla.

Washington Cuesta, morador de Maldonado, explicó que las lluvias no solo dañaron las vías sino que los cultivos de mora que son frutas de ciclo corto no se pueden cosechar, “corren el riesgo de sufrir de hongos y además que se dañan en la mata, lo que provoca pérdidas en los productores que tienen que entregar en mercados de las provincias de Imbabura y Pichincha”, manifestó.

El afectado indicó, además, que una hectárea de mora se cosecha en buen tiempo entre 80 y 100 canasta de manera semanal pero que ahora no llega ni al 10 por ciento.

Rocas, lodo, residuos de árboles bloquean la vía a Santa María, no hay vías alternas y la gente de la zona no puede salir ni entrar a ese sector.

Deslaves hay en toda la vía hacia el noroccidente de la provincia, las cascadas y riachuelos y ríos aumentaron su cauce.

Semanas atrás la vía que conecta la comunidad de El Pailón con poblados antes de San Marcos también permaneció bloqueada, y los pobladores incomunicados.

F2

Semanas atrás los pobladores de las comunidades awá de Gualpi, San Marcos y otros quedaron incomunicados por deslizamiento en el sector El Pailón

Cristian Cheza, técnico del Gobierno provincial explicó que personal de la entidad conocida la emergencia viajó al sitio para verificar la magnitud de los daños y desde hoy (11 de diciembre de 2019) empezar los trabajos, añadió que esperan que la maquinaria se tarde alrededor de cuatro días en realizar los trabajos, pero que todo depende del clima, porque en otros sectores la situación es similar y hay que realizar drenajes.

Sembríos de cebolla afectados por lanosa

Cebolla 1 (2)

Cultivos.- En el cantón Bolívar hay grandes extensiones dedicadas a la siembra de cebolla.

(Redacción Bolívar).- La “lanosa” es un hongo que daña los cultivos de cebolla, los infesta y el terreno no se puede usar para cultivar este producto así los explicó Iván Ibujés, agricultor de Bolívar, “la lanosa daña la planta en tierra” explicó.

José Calpa es otros de los productores del tubérculo, es de la parroquia de Tufiño en Tulcán pero desde muy joven llegó a Bolívar, arrienda terrenos para cultivar arveja, fréjol, cebolla, papas y otros, con preocupación indicó que el terreno que arrendó está infestado con lanosa, él sembró tres tarros de semilla.

La cosecha es una reunión familiar, pero mientras cosecha la cebolla mira pensativo como el 30 por ciento de su producción fue afectada con lanosa, “el producto no sirve, eso se deja en el suelo para que abone la tierra”, solo una casa comercial de las muchas que conoce suministraba de un producto preventivo contra el hongo, pero ya no se encuentra explicó.

El precio de la cebolla se somete a la ley de la oferta y la demanda desde hace varios años, una saca pequeña puede costar hasta 20 dólares y la grande 45 cuando no hay demanda, pero también puede caer a un dólar. Desde que se realiza el almácigo, hasta trasplantar las plántulas y la cosecha se tarda seis meses.

Las variedades que se siembran en Bolívar son la roja y la yelow cream, los campos del cantón están llenos de cultivos, las tonalidades verdes se distinguen entre cultivo y cultivo.

Carlos Romo, director del Ministerio de Agricultura, Ganadería, Acuacultura y Pesca (Magap) en la provincia, explicó que, la lanosa es un hongo que si se puede controlar y que los agricultores carchenses saben como cuidar sus sembríos.

Pero la edad y experiencia de don Manuel dicen lo contrario, el hombre  de 64 años indicó que todos los agroquímicos para el hongo son preventivos más no curativos y si el suelo está infestado con lanosa hay que optar por cultivar otro producto que no sea cebolla.

A Iván Ibujés le preocupa que los terrenos del cantón Bolívar estén infestados con el hongo, «la tierra de Bolívar es rica en minerales y se cultiva todo tipo de productos, los diferentes pisos climáticos también favorecen la siembra», acotó, pero la lanosa deja improductivos los terrenos cuando a cebolla se refiere.

Heladas causan estragos en los cultivos de la provincia

heladas3

Fotos: Cortesía

(Redacción Tulcán).- Las heladas de los dos últimos días afectaron a los agricultores de la provincia, la helada que se registró la madrugada del lunes fue más intensa que la de este martes (22 de Noviembre del 2016)  pero no menos dañina para los cultivos.

Desde varios cantones de la provincia se reportaron daños en los cultivos de papas, maíz, arveja, habas y otros.

Irene Enríquez, de la parroquia La Libertad del cantón Espejo manifestó que cultivos y pastos resultaron afectados por las heladas, ella perdió dos hectáreas de un sembrío de papas que empezó a enflorar en los últimos días.

Los productores pequeños explicaron que ellos no cuentan con los equipos para contrarrestar el daño que causan los pequeños cristales que caen producto de las heladas.

Aldemar Nejer, agricultor del cantón Bolívar, indicó que en su caso ellos aplican riego por aspersión para frenar los daños de la helada y usan también bombas de fumigar.

heladas-2

“Según la experiencia de nuestros mayores hay que aplicar agua en las primeras horas del día antes que salga el sol y que las hojas se quemen, con el agua caen los cristales de hielo, pero hay heladas que son muy fuertes y pese a tomar las precauciones los cultivos se pierden”, agrego Nejer.

En Tulcán, zonas de la ciudad donde también hay grandes y pequeños cultivos, se reportaron pérdidas. Ligia Portilla tenía un pequeño huerto de maíz, “las matitas ya estaban grandes, de las heladas anteriores las recuperamos pero esa vez se perdió todo”, indicó.

Varios agricultores trataron de prevenir los daños de las heladas y quemaron llantas cerca a los cultivos durante la noche pero la helada fue muy fuerte, dijo.

Aún no se cuantifica las pérdidas de los cultivos por el temporal.